Fotografía de dos personas, una mujer de espaldas usuaria de silla de ruedas, y un hombre sentado de tres cuartos, frente a una mesa de un café en la ciudad de Tokio, que es atendido por robots humanizados operados a distancia por personas con discapacidad. Al lado del hombre se ve uno de los robots, vestido de blanco, con una corbata negra y grandes ojos que se iluminan con una luz verde. El robot lleva una charola. Otro robot está del otro lado de la mesa de las dos personas sentadas a la mesa.
Tecnología

Tokio a la vanguardia: abre café atendido por robots controlados desde casa

Si la presencia de estos avatares de servicio no fuera lo suficientemente sorprendente, resulta maravilloso saber que quienes los controlan a distancia son personas con discapacidad.

Por Carlos Tomasini

Hace unos días en Nihonbashi, un barrio de negocios en Tokio, abrió un nuevo restaurante que tiene la particularidad de que quienes sirven la comida y las bebidas son robots humanoides controlados por personas con discapacidad vía remota desde sus hogares.

Se trata del Dawn Avatar Robot Cafe, donde los comensales pueden ordenar mediante unas tabletas colocadas en las mesas y que tienen un pequeño robot, el cual es operado por personas que tienen alguna condición de movilidad restringida.

Minutos después, la orden es entregada por unos robots llamados OriHime, que miden 1.20 metros y están equipados con una cámara, un micrófono y una bocina para poder “hablar” y “escuchar” mientras se mueven por todo el restaurante sosteniendo las charolas en sus brazos.

Fotografía de uno de los robots que sirven como meseros en un café en Tokio. Tiene figura humanizada, en color blanco, con una pañoleta al cuello simulando una corbata. Sus brazos son articulados, lo que le permite doblarlos. Sus manos son una especie de pinza, que le permite portar una charola, que parece de madera. Su cabeza es ancha en la parte superior y más delgada en la inferior, y destacan en ella sus ojos enormes, alargados e iluminados con una luz verde.
Los robots son operados a distancia y la empresa contrata a personas con discapacidad para que los manejen. (Foto: Dawn Avatar Robot Café).

Estos robots se operan vía internet, por lo que es posible controlarlos por personas que no pueden salir de casa durante largos períodos debido a alguna discapacidad física o porque están al cuidado de niños o tienen otros motivos que los llevan a trabajar a distancia.. 

También se pueden controlar mediante el movimiento de los ojos, por lo que las personas sin movilidad también tienen la opción de trabajar en este café, propiedad de la empresa japonesa de robótica, Ory Laboratory Inc, y cuyo objetivo es crear una sociedad más accesible. 

El cofundador y CEO de la empresa, Kentaro Yoshifuji, tuvo la idea de diseñar esta tecnología después de pasar él mismo por la experiencia de estar postrado en una cama de hospital durante casi tres años, según contó durante la presentación del restaurante.

“Queremos darle a las personas mayores oportunidades para trabajar a pesar de su falta de movilidad”.

Kentaro Yoshifuji

Estos robots también brindan a las personas con discapacidad más oportunidades para interactuar con los demás y disminuir la sensación de aislamiento que puede surgir con aquellas condiciones que los obligan a permanecer en un solo lugar.

Acceso al Dawn Café en Tokio, donde se ve la barra de recepción en tonos de gris, algunas pantallas sobre ella, y al lado uno de los robots humanoides esperando. La decoración del lugar destaca por las plantas, desde enormes hojas elegantes en macetones de fondo hasta helechos de gran tamaño que cuelgan desde el techo.
Bienvenida al Dawn Avatar Robot Cafe, en Tokio.

*Las notas relacionadas en este texto, que están fuera del sitio  yotambien.mx, no necesariamente contienen un lenguaje inclusivo, o cumplen con criterios de accesibilidad web, compatibles con el uso de tecnologías de apoyo para pcd.  yotambién.mx no es responsable de lo que publican estos sitios de referencia.