Hablemos de mis derechos sexuales

¿Te ha pasado que te golpeas el dedo chiquito del pie y te sobas?

¿Te frotas las manos para darte calor cuando tienes frío?

¿O te abanicas cuando sientes calor? 

¿Te rascas cuando tienes comezón? 

¿Te suenas la nariz cuando sientes que lo necesitas?

Creo que todos esos ejemplos son actos que proporcionan una sensación agradable. De autoalivio. 

Y también son cosas que yo no puedo hacer por mí mismo porque entre mi cerebro y mis manos hay un corto circuito. 

Y vayamos más allá. A ese escenario donde muchos papás y la sociedad misma pretenden voltear hacia otro lado. Sobre todo si eres del sexo femenino: el desarrollo de una sexualidad sana y plena. 

Por lo general, muchas personas con discapacidad son infantilizadas. Y es bien sabido que hasta los niños autoexploran su cuerpo. 

¿Qué pasa cuando tenemos sensaciones y sentimos deseos? ¿Cuando nuestro medio nos bombardea con imágenes sexualizadas? Música, cine, televisión, publicidad. 

En mi caso, ¿tengo derecho a recibir una educación sexual adecuada?

¿Y a vivir y disfrutar mi sexualidad? ¿A autoerotizarme? ¿A sentir un orgasmo?

¿Tengo derecho de acceder a mi propio cuerpo? 

Hablemos de asistencia sexual. 

La asistencia sexual consiste en prestar apoyo para poder acceder sexualmente al propio cuerpo o al de una pareja. La persona asistente no es alguien con quien tener sexo, sino alguien que te apoya para tener sexo contigo mismo o con otras personas. La persona asistida decide en qué y cómo recibe apoyo, esa es su forma de autonomía para explorar su propio cuerpo. Te invito a conocer la página española Asistencia Sexual

He decidido iniciar una campaña de información y sensibilización al respecto, con el objetivo de que en México se reconozca la figura del asistente sexual para que esta actividad pueda ser reconocida y ejercida legalmente. Y las escuelas de sexología clínica y terapéutica puedan incluirla en sus materias. 

Y retomo:

¿Qué opciones tengo para desarrollar una sexualidad sana y plena de acuerdo con mis capacidades funcionales? 

Me pregunto: ¿qué hacen los padres o cuidadores al respecto? Y ¿si yo fuera mujer? 

¿Sería aún más intocable y sujeto de tabús y prejuicios? 

¿Estamos listos como sociedad para esta conversación? 

Por Daniel Robles Haro*

*Daniel Robles Haro es activista y vive con parálisis cerebral. Puedes conocer más de él en El cine y mi vida.


Lo último

Hora silenciosa, la lucha por las personas con hipersensibilidad sensorial

La Defensoría Pública promueve que cadenas de supermercados pongan en práctica una hora silenciosa que permita a personas con autismo o déficit de atención acudir de compras sin ponerse en riesgo.

Aumentan los casos de lepra en el mundo, una enfermedad que puede causar ceguera

Expertos advierten que en algunos países la enfermedad no solo no está controlada, sino que carecen de registros que permitan saber cuál es la situación que enfrentan.

Conoce la caja de herramientas para la inclusión en cultura

El British Council México lidera este proyecto que busca crear un sector cultural más inclusivo, diverso y accesible para las personas con discapacidad.

Comunidad: Así me discriminaron (resultado de un sondeo en línea)

Personas con discapacidad comparten las prácticas discriminatorias que han vivido o viven de manera cotidiana. A ti, ¿te han discriminado?

Newsletter

Al suscribirte aceptas nuestros Términos y condiciones

Te puede interesar

La ropa biónica que facilita caminar a personas con discapacidad motriz

En unas semanas podrá adquirirse bajo ciertas condiciones esta funda para la pierna creada para apoyar a personas con trastornos neurológicos como ictus, esclerosis múltiple, parálisis cerebral y lesiones medulares.

2023, ¡ahí te voy!

El año que transcurre inició con una larga lista de propósitos y buenos deseos que Daniel Robles Haro espera cumplir y que te compare aquí.

Un visor de realidad asistida que ayuda a ‘hablar’

Este dispositivo, creado por un equipo multidisciplinario, está pensado para apoyar a personas con autismo, Parkinson y parálisis cerebral, o a cualquiera que haya sufrido un accidente cerebrovascular.

Una esperanza de movilidad

La asociación Hope Heaven West y la Fundación Rotaria entregaron 200 sillas de ruedas especiales a niños con discapacidad en Ciudad de México.

Un nuevo exoesqueleto que ayuda a la movilidad, la investigación y la terapia

El dispositivo, desarrollado durante 5 años, se impulsa con motor que el o la usuaria porta en la cintura y ya fue probado en niños y niñas con parálisis cerebral.