foto de una mujer, de cabello largo mirando de frente, que está rodeada de personas.
Notas

Operadores capacitados en LSM… en Baja California

Fotografía: gob.mx

Por Katia D’Artigues 

¿Qué hace una persona sorda que necesita comunicar una emergencia cuando la respuesta institucional a nivel nacional es llamar a un número de teléfono- el 911- que no pueden usar? La respuesta es que están excluidos. 

El Instituto de las personas con discapacidad de Baja California, sin embargo, ha decidido hacer algo al respecto, según una nota de El Sudcaliforniano. En este estado supervisores y operadores del Centro de Control, Comando, Comunicación y Cómputo del Estado, el C4, tomaron un curso llamado “Lengua de Señas Mexicanas” para poder brindar al menos una atención básica a personas con discapacidad auditiva en situación de emergencia y que estaría disponible, a través de videollamada, a partir del 2021.

Karla Marylú Rodríguez Santillán, directora del C4 de Baja California, le dijo al diario que en una primera etapa implementará un chat escrito como alternativa a la llamada del 911 para que este sector de la población pueda interactuar con el operador y hacer su reporte. 

Una demanda histórica de la comunidad sorda

Este paso de Baja California es un buen ejemplo de lo que se debería hacer a nivel nacional: un centro de relevo de llamadas (que no es más que un call center donde intérpretes certificados puedan responder a llamadas de personas que solo se comunican a través de  Lengua de Señas Mexicana) que es una demanda histórica de la comunidad sorda. 

“El C5 de CDMX a través de su aplicación también recibe comunicaciones vía chat desde hace 3 ó 4 años”, dice Clara Luz álvarez, experta en el tema de telecomunicaciones. “A partir de la pandemia implementaron, también, apoyo con videollamada para atender a distancia pacientes con COVID y otros, como por ejemplo, partos. Tienen la función a través de su aplicación de «llamada silenciosa», es decir, una persona con una emergencia al oprimir esa funcionalidad se conecta al C5, el C5 automáticamente geolocaliza de dónde viene la llamada y mandan servicios de emergencia”.

Ya desde el cabildeo de la Ley Federal en Telecomunicaciones, que se aprobó en 2014, la necesidad de tener un centro de relevo a nivel nacional  fue presentada como un punto a añadir en el capítulo destinado a personas con discapacidad que hizo la experta Clara Luz Álvarez y que en Yo También contribuimos a cabildear. Sin embargo, la Cámara de origen en ese momento, el Senado mexicano, decidió no incluirlo. 

Desde entonces hemos visto nacer centros de relevo impulsados por gobiernos como, en Latinoamérica, el de Colombia que pueden ver aqui


*Las notas relacionadas en este texto, que están fuera del sitio yotambien.mx, no necesariamente contienen un lenguaje inclusivo, o cumplen con criterios de accesibilidad web, compatibles con el uso de tecnologías de apoyo para pcd. yotambién.mx no es responsable de lo que publican estos sitios de referencia.