ActualidadCiencia

La convocatoria de ‘parastronautas’

Fotografía del casco de un astronauta con luces de color morado iluminándolo, el casco es un objeto redondo, color blanco, que cubre por completo el rostro de la persona, al frente tiene un vidrio tipo polarizado de color negro, lleva puesto un traje de color blanco debajo que apenas se alcanza a distinguir del cuello.

Por primera vez, astronautas con discapacidad física participaron en el proceso de selección de astronautas de la Agencia Espacial Europea (ESA).

Por Redacción Yo También

En 2021, la Agencia Espacial Europea (ESA) comenzó el proceso para reclutar nuevos astronautas para sus misiones. Se trató de la primera convocatoria que se hacía en 11 años y se realizó con un objetivo claro: la inclusión. Por un lado, la idea fue acercarse lo máximo posible a la paridad de género; por el otro, establecer criterios para contar con una selección de ‘parastronautas’ o astronautas con alguna discapacidad física.

Josef Aschbacher, director general de la ESA anunció este mes el número de participantes en ese rubro: 287 personas, sin embargo, sólo 29 cumplieron todos los requisitos para formar parte de esta tripulación.

La lista de discapacidades físicas contempladas por la ESA en este primer programa de parastronautas incluyó a personas con deficiencias en las piernas o ausencia de ellas (debido a amputaciones o problemas congénitos en las extremidades), así como a quienes tuvieran una estatura por debajo de los 1.30 metros. Los requisitos psicológicos, cognitivos, técnicos y de cualificación profesional fueron iguales a los que se exigen a los candidatos a astronautas. 

Aschbacher manifestó en una rueda de prensa que se trata de un proceso inédito en el mundo, “pero también es un símbolo de que nos gustaría mostrar que el espacio no es sólo para una élite de personas especializadas», asimismo, afirmó que las naves espaciales serán debidamente habilitadas para que los astronautas con alguna discapacidad física sean «miembros de la tripulación de pleno derecho».

«Dos aspectos son fundamentales para nosotros: la misión debe ser tan segura, y tan útil, como cualquier otra misión de cualquier otro astronauta profesional», expuso un portavoz de la Agencia.

Esas misiones podrían llevar a los seleccionados incluso a Marte.

El proceso de selección aún no termina

Antes de eso, los 29 preseleccionados deberán someterse a las duras pruebas para convertirse en astronauta junto a los otros 1 362 candidatos. 

Todavía faltan cinco fases de selección que comenzarán con pruebas cognitivas, técnicas, de coordinación motriz y de personalidad, continuarán los test médicos para comprobar su capacidad de resistir misiones largas en el espacio y el proceso concluirá con entrevistas personales. 

De este modo, en otoño de este año la ESA escogerá a 20 o 30 candidatos, de los cuales seis pasarán a formar parte del equipo de astronautas y el resto quedarán en la reserva. El compromiso de la Agencia es que al menos uno sea un parastronauta.

*Las notas relacionadas en este texto, que están fuera del sitio  yotambien.mx, no necesariamente contienen un lenguaje inclusivo, o cumplen con criterios de accesibilidad web, compatibles con el uso de tecnologías de apoyo para pcd.  yotambién.mx no es responsable de lo que publican estos sitios de referencia.