Fotografía donde aparece Brayan Esneider Martínez, su madre y hermanas, en compañía de algunos de los agentes que lo apoyaron al joven al escapar de su secuestro. Fotografía tomada por la Policía de Villavicencio.
Actualidad

Joven con discapacidad escapa de sus secuestradores

Durante 75 días permaneció literalmente en un hoyo, del que escapó gracias a su férrea voluntad, mientras sus captores pedían un rescate.

Por Débora Montesinos

Brayan Esneider Martínez, un joven de 24 años con discapacidad motriz, se convirtió en protagonista de un escape de película.

Durante 75 días, el joven de Villavicencio, uno de los municipios de Colombia, permaneció secuestrado por un grupo de delincuentes que exigía a su familia un rescate de 80 millones de pesos colombianos (alrededor de 456 mil pesos mexicanos).

En ese tiempo, sus captores lo metieron en una especie de cueva, en realidad, un hoyo de un metro de profundidad por un metro de ancho, que se localizaba en el patio de una vivienda de un populoso barrio de Villavicencio.

Pero el viernes, Brayan Esneider vio la oportunidad de escapar y, arrastrando su cuerpo pudo escalar unos bultos de tierra que sus captores habían apilado para esconder el hoyo donde estaba. Así alcanzó una ventana, de la que se lanzó a la calle para pedir auxilio. 

Ocupantes de una patrulla de los Grupos de Acción Unificada por la Libertad Personal (GAULA) que recorría la zona lo descubrieron y apoyaron. El joven relató lo ocurrido e identificó el sitio donde permaneció secuestrado más de dos meses. Ahí, investigadores de la Policía se incautaron de seis dispositivos móviles y, tras una guardia, detuvieron a dos personas, madre e hijo, quienes permanecen presos. 

El secuestro

Brayan Esneider fue secuestrado el 29 de noviembre de 2020 mientras se encontraba solo en su casa. Su familia se dio cuenta de la desaparición horas después e interpuso una denuncia ante las autoridades.

Días después, la familia recibió mensajes de texto en WhatsApp, en los que les exigían el pago de un rescate, detalló la comandancia de la Región de Policía Siete.

El alcalde de Villavicencio, Felipe Harman, dijo que el joven es sometido a una valoración médica, pues al parecer estaba deshidratado, por las condiciones contra la dignidad humana en las que se encontraba privado de la libertad.

La madre y las hermanas de Brayan agradecieron a la policía por su labor.